Absténgase de compartir información irrelevante. Al fin y al cabo, para eso están Twitter y Facebook.

Guillermo del Palacio