Revista Vbeda Revista Ibiut Revista Gavellar Diario La Provincia Semanario Vida Nueva Revista Don Lope de Sosa
Trozos de nosotros mismos
Revista Códice Redonda de Miradores Artículos Peal de Becerro. Revista anual Fototeca Aviso
y más: En voz alta Club de Lectura Saudar.es Con otra voz En torno a la palabra

Úbeda

Guía histórico artística de Úbeda. En las mejores librerías. Pulse para conocer las fuentes que nos avalan


Quizás la mejor Guía de Úbeda.

 
    

En torno a los «Nuevos planteamientos» de Martínez Elvira sobre la cerca de Úbeda (III)

Ginés de la Jara Torres Navarrete

en Ibiut. Año IV, nº 18. Junio de 1985 pp.16-17

Volver

        

Bien descartado el nombre de Puerta del Baño para la que se alzó al comienzo de la Cuesta de Carvajal puesto que se ha demostrado cumplidamente su verdadero emplazamiento dentro de la jurisdicción eclesiástica de San Lorenzo. No también descartado el nombre de Viuz o Ibiut, pues como decíamos en nuestra anterior intervención existen documentos que prueban que la de la Cuesta de Carvajal fue la Puerta de Viuz, inmediata a la anterior siempre según el documento de 1780 que jamás podremos dejar a un lado. Demostrado también que la Torre de Ibiut nunca estuvo junto a la calle Alta del Salvador, no se puede dar por descartado el apelativo de Puerta de Viuz para la Cuesta de Carvajal. Preciso será demostrarlo con documentos más veraces si cabe que los aportados por nosotros, pues el investigador que los aporte, buen investigador será.

Se sabe hasta la saciedad que el corregidor de Úbeda y Baeza, el Bachiller Hernán Gil de Mogollón, manda demoler el Alcázar en 1507 (1). Pero sólo las fortificaciones del Alcázar que servían de refugio a los alcaides, peones, saeteros, ballesteros y demás gente de guerra. Intactos quedaron los muros y torres exteriores que lo defendían incluidas sus puertas. ¿Cómo derribar ésta de la Cuesta de Carvajal dejando desamparado el barrio más aristocrático y viejo de Úbeda? ¿Cómo va a carecer de sentido el mantenimiento de esta puerta?

Los muros exteriores del Alcázar son frecuentemente reparados en tantas ocasiones precisaban de su "adobo". A los cien años corridos de la demolición del Alcázar, el Concejo de Úbeda ordena reparar los adarves del mismo, es decir, sus defensas exteriores. Ello ocurre exactamente en 1611, y el año siguiente don Alonso de la Peñuela Afán de Rivera, veinticuatro de la ciudad, habla de la necesidad de conservar la cerca "por estar esta ciudad frontera al Reino de Granada donde a avido tantos amigos de la Santa fe católica y estar tan cerca a la mar". Téngase en cuenta que sólo hacía quince años de la toma de Granada cuando el Alcázar fue demolido, y recuerda el caballero regidor que en 1592 se gastaron en la reparación de los muros más de un millón de ducados. Consta también la reedificación de la muralla lindera al palacio de los Carvajal, demoliendo dos torres ruinosas pero levantando en su lugar el muro en 1675.

Todavía existía la muralla que separaba el Alcázar de la ciudad de 1678. Este año se desmorona un trozo de la misma y sus piedras son destinadas a otro lugar "atento a ser obra pública". Y para qué cansar al lector con otras citas puesto que los reparos no cesan a lo largo de los años.

Como no fue derribado en 1507 el Arco de Viuz, se cita en la relación de 1780. Sí estaba abandonado por lo que recalcan que estaba arruinado hacía años.

Aunque sobradamente ha quedado demostrado que la torre maltrecha de los tres arcos no corresponde en modo alguno a la Torre de Ibiut, el documento de 1780 viene a demostrarnos que el arco -no los arcos- de Viuz ya estaba arruinado hacia muchos años, y estos tres arcos -no el arco-, por aquellos años debieron conservarse bastante bien ya que nada nos dicen los comisarios de muros de sus desperfectos, aguantando en su abandono más de doscientos años. Por lo tanto, bien diceMartinez Elvira ". . .que tras la Puerta del Baño se expresa inmediatamente la Bahud o Ibiut.." Ni que decir tiene que los regidores comisarios de muros no citan la Puerta de los Zapateros a continuación de la del Baño simplemente porque no existía y si en cambio la de Viuz o Ibiut.

Aunque nosotros no nos hallamos topado ningún documento que nos hable de la Puerta de los Zapateros y sí de la Torre, nadie pone en duda su existencia si bien la misma pudo llamarse al mismo tiempo por otro o más nombres. Sí desde luego fue una de las existentes en el Alcázar y cabe la posibilidad fuese la que nosotros presentábamos en la Saludeja, en donde seguimos manteniendo existió otra puerta a semejanza de la Puerta de la Canal o del Canal en Sabiote, levantada sobre un eminencia con acceso de una empinada rampa en dos tramos. Como esta probable de la Saludeja aquella de Sabiote defendía el agua de la fuente contigua tan necesaria para la defensa de la fortaleza.

Lo que sí es cierto es que la torre y puerta de los Zapateros caía cerca de la mansión de los Carvajal por cuya causa ésta fue defendida en 1464 por Dia Sánchez de Carvajal, sin que necesariamente ésta se alzase al comienzo de la cuesta de este nombre.

Tanto la cita que nos da Martínez Elvira sobre el reparto o donadío a los pobladores del Alcázar como la manda testamentaria legando algunos maravedíes para repararla, son demostrativos del lugar en que estuvo enclavada, sólo dan fe de que por aquellos años era conocida así. ¿Qué nombre recibiría después si es que supervivió?. . . Muchos "huecos sobrantes" nos quedan amigo Juan Ramón a lo largo de la cerca del Alcázar para darle cabida a aquella primitiva puerta. Tampoco nos explicamos cómo los zapateros de Ubeda tenían que vivir necesariamente en torno a las industrias del cuero, y si así fuere no fueron únicas las tenerías de la Puerta de Granada. Téngase en cuenta que bajo los mismos razonamientos muy bien pudo ser la de los Zapateros, la que nosotros presumimos el la Saludeja, pues junto a la fuente existieron otras tenerías propias del hospital de San Pedro al correr los años. De ello tenemos noticias concretas.

En cuanto a la puesta de la Fuente de la Saludeja de posible doble rampa, si los comisarios de muros no llegan a citarla en 1780 fue sencillamente porque no existía abierta. Posiblemente tras del derribo del Alcázar su arco es lodado por hacerse innecesario el uso del mismo. Lo que sí es ciertísimo es que la Fuente de la Saludeja estuvo defendida por dos hermosas torres o caballeros cuya recia figura se recortó en el cielo de Úbeda a menos hasta 1871. José de las Eras pide terreno para edificar "en el saliente de ellas", lo que nos permite asegurar que si existió aquella puerta no cayese exactamente sobre el abrevadero y sí en uno de sus lados.

No hay razón para sorprenderse. A mucha más altura se levantó la Puerta de la Canal de Sabiote para idéntico uso y de ella si que no se puede dudar.

Modestamente creemos que lo que de veras se necesita para aclarar los escasos puntos oscuros que envuelven el tema de nuestra cerca no son precisamente supuestos ni divagaciones sino pruebas como es el caso de la Puerta del Baño que es sin duda una gran aportación. Vamos a buscarlas y dejémosnos de puede ser, creo, o es posible, que tanto desorientan y confunden al lector.

Ginés Torres Navarrete
(Cronista Oficial de las villa
de Sabiote y Torreperogil


(1) No pudo Mogollón mandar derribar el Alcázar de Obeda en 1506 ya que aquel año fue corregidor de Ubeda don Pedro de Córdoba y su teniente don Diego de Aranda.